Viernes, 20 de Septiembre de 2019
Última actualización: 18:50 CEST
SERVICIOS RELIGIOSOS

El arzobispado abre un nuevo proyecto asistencial de hospedaje y alimentación en La Habana

Santa Catalina de Siena, en el Vedado. (CUBA ABSOLUTELY)

Un nuevo proyecto asistencial, la Casa Betania de La Habana, que operará para todas las diócesis de Cuba, comenzará a funcionar por iniciativa del arzobispo Juan de la Caridad García y con el apoyo de la organización caritativa Mensajeros de la Paz.

Según informó este lunes el padre Manuel Vega Orbay, se trata de dar acogida a los hermanos que necesiten hospedaje y alimento (sin costo) al llegar a la capital cubana con la finalidad de recibir tratamientos médicos, precisó la publicación eclesiástica Palabra Nueva.

Orbay explicó que "el nombre de la Casa se inspira en la acogida dada a Jesús por sus amigos de Betania (…) como desde nuestra fe vemos a Cristo presente en el enfermo".

El lugar destinado para este proyecto es la Casa Parroquial de Santa Catalina de Siena, situada en el Vedado, en la esquina de 25 y Paseo.

El cura señaló que "se ha escogido este lugar no solo por la disponibilidad del inmueble sino por su situación geográfica, ya que muy cercanos a la parroquia hay varios hospitales y es conocido el calvario que viven muchos que vienen de lejos a ellos cuando no tienen donde quedarse y la estancia es prolongada".

De acuerdo con el medio, en la residencia "se le dará techo y comida tanto al enfermo como al acompañante o si un enfermo está ingresado y es solo quien lo acompaña quien necesita ser atendido también lo será".

El servicio "está dirigido a todo el que lo necesite (…) no será solo para miembros de alguna comunidad cristiana, sino para todos, pero en cada caso hay ciertas pautas".

Según cita Palabra Nueva, en primer lugar "la recomendación para hacer una reserva solo debe venir de un sacerdote o de alguna religiosa. Se debe hacer una reserva previa por teléfono por cuestión de orden y debido a que no se cuenta con gran número de habitaciones".

La reserva se hará por medio de los números de la casa sacerdotal anexa a la parroquia (78368560-63 ext. 135) en el horario comprendido entre 8:30am a 12:00m. Se deben dar los datos personales del enfermo y su acompañante y de dónde proceden, así como el día de llegada y de salida, sobre el último, al menos un estimado.

Deben dar además el nombre y el teléfono de su parroquia o el nombre y el teléfono de las religiosas que lo recomiendan, según sea el caso.

De no ser alguien de la comunidad debe dar igualmente el número de las religiosas que lo recomiendan o de la parroquia en la cual debe de haber conocimiento de la identidad y necesidad de la persona, ya que será verificada cada reserva. El párroco o las religiosas deben de hacer saber a la persona cuando su reserva haya sido confirmada.

Las personas deberán presentar, una vez llegadas a la casa, carnet de identidad, los documentos médicos y una carta con firma y cuño del párroco o de las religiosas del lugar, sean o no de la comunidad cristiana.

En la carta, venga de un sacerdote o de una religiosa, debe decir el nombre de cada persona que se recomienda, así como su procedencia y padecimiento, junto a la identidad de quien los envía, su lugar de residencia y su teléfono.

Aquellos que vienen de diócesis lejanas, deberán aportar su pasaje de regreso. Es imprescindible para hospedarse que cada enfermo llegue a la casa con su acompañante.

El proyecto de caridad no ofrecerá transporte, solo hospedaje y alimentos. La entrada a la casa Betania será por la calle Paseo, entre 25 y 23, por donde hay una escalera que conduce a la casa.

11 comentarios

Imagen de Anónimo

Vengan acá, dijeron que en colaboración con mensajeros por la paz? Esos no son los maceitos que llevan guaguas repletas de donaciones al régimen?  

Imagen de Anónimo

Eso es Caridad. 

Imagen de Anónimo

Ese proyecto es muy humano y alivIa  el dolor de quien vela p un familiar enfermo lejos de su casa. Todos los dias habia un padre (bastante mayor) que pasaba mucho tiempo en el hospital pues su hijo enfermo de  Miastenia Grave  estaba en crisis con  ventilacion mecanica en terapia intensiva del Amejeiras  y ellos eran de oriente y no tenian familiar en la habana (rac)

Imagen de Anónimo

Felicitaciones a tan acertada iniciativa. Es siempre tarea de la Iglesia: ensenar, santificar y ayudar...para la atencion de caridad nacio el diaconado en la Iglesia y servir sera el modo de conducir, de aglutinar, de ser el reflejo del Amor de Dios. Gobernar es cuidar como el Buen Pastor. Y a Dios nadie le gana en generosidad que El tiene mas para dar ..Gracias

Imagen de Anónimo

Eso es Caridad. 

Imagen de Anónimo

Gloria a Dios  Bendiciones para todas las personas que de una forma u otra van a contribuir con sus atenciones y hospitalidad 

Imagen de Anónimo

Eso debe ser una obligación del Estado y no de la Iglesia.Para eso se hizo una «revolución»?

Imagen de Anónimo

Que bueno porque hay tantas personas q inclusive no se pueden atender por no tener donde parar ni dinero Dios los ayude en esta gran obra de caridad nuestro querido arzobispo siempre pensando en los más pobres y necesitados Dios lo bendiga     

Imagen de Anónimo

Nuestras mejores plegarias, para que Dios los Bendiga y sigan todos por los mejores caminos de la cristiandad.- 

Imagen de Anónimo

Excelente iniciativa y apoyo a los desamparados de Cuba. Que son millones!!!