Domingo, 17 de Noviembre de 2019
Última actualización: 16:13 CET
Medioambiente

Las consecuencias del cambio climático en Cuba serán peores que lo previsto, advierte estudio

Penetraciones del mar en La Habana. (GRANMA)

La consecuencias del cambio climático en Cuba, sobre todo por el aumento del nivel del mar, serán más severas de lo previsto, aseguraron científicos cubanos.

Un nuevo estudio advierte que el incremento estaría en el orden de los 29,3 centímetros en el 2050 y 95cm para el 2100, por encima de los 27 y 85cm, respectivamente, calculados con anterioridad.

Rafael Pérez, investigador del Centro de Meteorología Marina del Instituto de Meteorología, dijo al diario oficial Granma que estas cifras, rectificadas gracias a un software, revelan que "el impacto del ascenso del mar debe ser superior al esperado inicialmente, sobre todo en zonas costeras bajas y humedales".

Este hecho agravaría el impacto ecológico, pero también social del fenómeno, pues incrementaría "los efectos de las surgencias ocasionadas por el paso de los huracanes", al cubrir el mar mayores espacios en los asentamientos poblaciones y terrenos cultivables afectados.

El Gobierno cubano tiene un plan estatal para enfrentar el fenómeno, denominado Tarea Vida, que incluye medidas como reducir los asentamientos poblacionales en zonas costeras, diversificar y adaptar los cultivos a los nuevos escenarios, conservar las playas arenosas y asegurar la disponibilidad y uso eficiente del agua, entre otras.

Esta semana se supo que Tunas de Zaza y El Médano, en el litoral sur de la provincia de Sancti Spíritus, son solo dos de las muchas comunidades cubanas condenadas a desaparecer como consecuencia de la elevación del nivel del mar en los litorales de la Isla. 

Según un informe del CITMA, en Cuba el 10% de la población se encuentra asentado junto al mar, lo que entraña un peligro ante la elevación del nivel de las aguas producto del cambio climático.

Estudios realizados en el país evidencian que hay un retroceso de la línea de costa de entre 1,5 y dos metros anualmente, mientras que la Red Mareográfica Nacional reporta un incremento de 2,14 milímetros por año en la aceleración del aumento del nivel medio del mar.

De acuerdo con los cálculos anteriores a este nuevo reporte, del total de la superficie del archipiélago cubano —109.886 kilómetros cuadrados (km2)— en 2050 el área sumergida sería de un total de 2.550 km2, equivalentes al 2,32% del territorio nacional. En 2100 será de un total de 5.994 km2, equivalentes al 5,45% del territorio nacional.

Las autoridades han anunciado que las medidas y los procesos ingenieros para la adaptación y mitigación de los efectos del cambio climático en Cuba se concentrarán en 73 de los 168 municipios del país, en 63 de los 93 asentamientos costeros más amenazados.

Este fenómeno es una de las principales amenazas para la Isla como consecuencia del cambio climático, a la que se unen el aumento de la temperatura del aire, la disminución de las lluvias, un mayor número eventos hidrometeorológicos extremos y la consecuente afectación de los ecosistemas.