Sábado, 19 de Octubre de 2019
Última actualización: 10:47 CEST
Decreto 349

'Granma' quiere que se aplique el 349 en los bares privados

Bar en La Habana. (TODO CUBA)

El diario oficial Granma llamó a aplicar el Decreto 349 en los negocios del sector privado donde se difunde música que calificó como "puro reparterismo".

Sin mencionar explícitamente el repudiado instrumento legal, aprobado por el Gobierno e impulsado por el Ministerio de Cultura para criminalizar la expresión artística independiente, bajo la coartada de que su propósito es combatir el "intrusimo profesional", el texto del periódico del Partido Comunista cuestionó la calidad y pertenencia institucional de los intérpretes.

"¿Tendrían empresa? ¿Pertenecían al sistema de instituciones de la cultura? ¿Cómo es posible que el arte de calidad no esté de moda en ese sitio?", se pregunta el crítico Oni Acosta Llerena, autor del artículo de Granma, titulado "Música y nocturnidad: ¿vampiros al acecho?", haciendo referencia a un bar nocturno cuyo nombre no ofreció.

El texto se pregunta también "cómo pueden florecer y tener trabajo tantos seudocantantes mientras que otros proyectos de valía fenecen como la ola en la roca" y "cómo aquellos pueden percibir salarios o retribución económica, ya que para hacerlo deben pertenecer a empresas de la música".

Para Acosta Llerena el asunto es mucho más grave cuando el dueño del bar nocturno que critica, y cuyo nombre tampoco revela, es "un artista cubano (...) que conoce el funcionamiento de las instituciones culturales y, sobre todo, porque es triste ver y escuchar a determinadas personas expresarse en eventos y congresos, pero hacer lo contrario en las noches."

Si bien el autor asegura que no hace su llamado "para fustigar al trabajo por cuenta propia", su crítica coincide con la cruzada de la prensa oficial en las últimas semanas para imponer mayores controles a los negocios privados, a los que ha llegado a culpar de la escasez que sufren los cubanos.

Asimismo, el texto conecta con las críticas en contra del reguetón, una corriente musical que reina entre los jóvenes cubanos, pese a las críticas que le hacen las instituciones del Gobierno y a que apenas recibe difusión en los medios oficiales.

Durante el pasado congreso de la oficialista UNEAC, Miguel Díaz-Canel negó que el problema con el reguetón radique en si la difusión de la cultura se hace en lugares privados o estatales, sino en la calidad de lo que se difunde.

"Hay instituciones estatales que lo que promueven es lo peor, y son estatales" y también hay las que tienen una programación "enaltecedora, emancipadora, de calidad". Igualmente hay instituciones privadas "que dan buenas opciones y lo hacen con nuestros artistas y hay espacios privados que son un desastre", dijo.

"La política cultural tiene que ser única", enfatizó, refiriéndose al 349.

2 comentarios

Imagen de Balsero

Habría que preguntarle al tal Oni Acosta Llerena, que seguramente se hizo acreedor de unos días de campismo, si considera que la canción de Raúl Torres  "El último mambi", tiene el nivel que requiere el pueblo cubano. 

Imagen de LUCEI

Controlarlo todo: cuando orinas, defecas, haces el amor, a quien le frunces el ceño, quien debes ver en la Tv, escuchar en la radio, saber que comes y que comas no pones en tus documentos privados. Si sonries vulgar o discretamente también hay que controlarlo si no es con el 349 pues se inventa otro y si no sirve te fusilan al estilo lapidario. Controlar, dominar, imponer, amenazar, todo para ser más genuflexa a los comisarios de Diaz Canel...... el "inocente"....