Miércoles, 13 de Noviembre de 2019
Última actualización: 17:42 CET
Opinión

Editorial: Hay que hacer hablar a los dirigentes

Ana Elsa Velázquez, ministra de Educación. (PL)

Primero fue la viceministra primera de Educación Superior, avisando de que todo el que no "se sienta activista de la política revolucionaria", de su ideología, moral y convicciones políticas, "debe renunciar a ser profesor universitario".

Después fue su superiora, la ministra de Educación en un tuit: "Los que no viven en Cuba no tienen derecho a criticarnos. Aceptamos las críticas de los que están junto a nosotros y están dispuestos a compartir nuestras carencias y buscar soluciones".

Entre uno y otro pronunciamiento de esas funcionarias, hubo una carta pública en la que profesores y estudiantes rebatían lo dicho por la viceministra primera. El tuit de la ministra respondía a esa carta pública. Sin mencionarla, por supuesto, en el más puro estilo de la prensa oficialista.

Son ministra y viceministra de un régimen, no de una nación. Por eso dejan fuera a los no revolucionarios y a los exiliados. Como funcionarias del régimen, hacen lo que ha hecho siempre ese régimen: abusar de la frontera y aplastar cualquier crítica.

Es evidente que la ministra se sintió afectada por la carta pública cuando tuvo que salir en defensa de su subordinada y de la política de su ministerio. Y después de la carta, ha tenido que soportar las respuestas a su tuit. En esto consiste lo nuevo del asunto, dada la política de comunicación del régimen que pone a tuitear a sus dirigentes, empezando por Díaz-Canel.

Por otra parte, una investigación publicada por The New York Times la semana antepasada denunció irregularidades en las cifras de casos de zika reportados por Cuba. El rejuego con las estadísticas, en compinchería o no con organizaciones internacionales, forma parte de la naturaleza del régimen cubano. Y la prensa de la Isla tuvo que responder al diario neoyorquino.

Cartas públicas como la de los estudiantes y profesores, respuestas como la de muchos tuiteros a la ministra de Educación, por no hablar de investigaciones como la publicada por The New York Times, ayudan a conformar un estado de opinión adverso a la propaganda del régimen cubano, que apenas se sostiene por "los logros de la salud y la educación".

Hay que seguir insistiendo en ello. Hay que lograr que los dirigentes de la Isla no tengan más remedio que pronunciarse y que, al pronunciarse, revelen al régimen en todas sus mentiras.

4 comentarios

Imagen de LUCEI

Cuba: país asesinado por la Corrupción sistemica que es fuerza y motor para personajes como esta mamarracha que esta ahí por aceptar normas de una clase corrupta que le es imposible sobrevivir si no es a través del Tráfico de Influencia, puestos a dedo, corrupción profesoral a todos los niveles que opacan al mérito del trabajador honesto que es arrinconado si no entra en la Conga Corrupta de la clase funcionaral dirigente. Así que es entendible que defienda en sus fueros eso de la crítica para el que decida hacerlo como condición de que viva en Cuba, total, al saco sin fondo toda buena intención o idea, nada que altere el placer de seguir chupando prebendas aunque se ensucien de la mierda hasta en lo que deciden respirar. 

Imagen de Anonim

Gracias a DDC por mantener la antención sobre la carta abierta de los universitarios contra la discriminación académica, a la que debe agregarse otra carta abierta de la Cofradía de la Negritud contra la discriminación racial. Es bueno que los castristas ejerzan la discriminación en público porque facilita la denuncia y ayuda a que detengan esas prácticas o paguen un precio ante espectadores internacionales, pero la propaganda de los voceros o las voceras no debe distraer la atención sobre Castro como el autor de la discriminación; hay que denunciar la discriminación y también la propaganda para negarla en el marco de la campaña de "normalización" del castrismo iniciada con el Acuerdo de Diálogo Político y Cooperación UE-Cuba (PDCA) y la visita de los reyes de España.

Imagen de padre Ignacio

Hola Trelles como te ha ido, que tal va el asunto de tus hemorroides?

Imagen de Ricardo E. Trelles

// Contra la razón ( bien explicada y articulada ) no se puede // - - - - Ejemplo es Twitter de Díaz-Canel ( https://twitter.com/DiazCanelB ), donde ni él ni sus comecandela hueleúlos, fanáticos, aprovechados y sometidos pueden poner ni una. - - - - -  Peeeero NO BASTA CON QUEJARSE Y SEGUIR DEMOSTRANDO QUE SON MALOS. Ellos no van a mejorar mucho ni convertirse en buenos por eso. - - - - Hay que llegar a todos, incluyendo a los castristas, con un mensaje convincente de que una nueva buena Cuba es posible y CONVENIENTE PARA CASI TODOS. Como con materiales como el facilitado en http://mhecnet.org/?AspiracionesSIoNO