Sábado, 12 de Octubre de 2019
Última actualización: 10:47 CEST
Educación

Lázaro Bruzón firma la carta contra la 'apología a la discriminación' en las universidades cubanas

Lázaro Bruzón. (TIEMPO21)

Lázaro Bruzón Batista, Gran Maestro cubano de ajedrez, firmó la carta abierta de los profesores y estudiantes cubanos a favor de "una universidad libre de discriminaciones por motivos ideológicos".

"Es una cuestión de principios apoyar una causa tan justa. La labor de los educadores es de las cosas más nobles en Cuba", aseguró Bruzón al argumentar su decisión para adherirse a la declaración.

"La juventud cubana necesita de sus mejores profesores. Esa debería ser la primera razón para ser un profesor universitario. No se debe seguir subordinando la educación, el deporte, la cultura y todo lo demás a la defensa incondicional de un partido o ideología. Esto solo divide y quita a miles de personas sus derechos más elementales", agregó.

"Ayúdanos con tu firma y compartiendo para tratar de poner en jaque a tanto abuso y absurdo en nuestro país. Esto es con todos y de todos: estudiantes, profesores, artistas, deportistas, trabajadores, ciudadanos; nadie queda afuera. La Universidad es de todos", comentó el periodista José Raúl Gallego, uno de los promotores de la campaña, en su muro de Facebook al compartir las palabras del ajedrecista.

Bruzón fue expulsado en septiembre de 2018 de la preselección nacional de ajedrez y de la Escuela Superior de Formación de Atletas de Alto Rendimiento Giraldo Córdova Cardín (ESFAAR), pues, según la Comisión Nacional de la dicsiplina, incumplió la orientación de tramitar ante ese centro docente el viaje que realizó por motivos personales en julio de ese año a EEUU.

El ajedrecista calificó de "mentiras" las razones esgrimidas por las autoridades para sancionarlo.

La carta abierta, que en apenas cuatro días ha superado las 2.000 rúbricas en la plataforma Change.org, ha sumado el apoyo de académicos, docentes y estudiantes universitarios, así como de comunicadores, actores, músicos, escritores y realizadores audiovisuales, además de ciudadanos comunes, entre otros.

La carta pública dirigida a Miguel Díaz-Canel rechaza la "abierta apología a la discriminación" de la viceministra primera de Educación Superior, Martha del Carmen Mesa Valenciano.

La petición contiene la respuesta a un reciente texto de Mesa Valenciano, publicado en el sitio en internet del Ministerio de Educación Superior (MES) y la web oficial Cubadebate.

En el artículo la funcionaria afirmó: "El que no se sienta activista de la política revolucionaria de nuestro Partido, un defensor de nuestra ideología, de nuestra moral, de nuestras convicciones políticas, debe renunciar a ser profesor universitario".

El texto de Mesa Valenciano fue publicado después de que la expulsión de la profesora Omara Ruiz Urquiola del Instituto Superior de Diseño (ISDI) recibiera numerosas críticas.

"Las palabras de la viceministra vulneran la recién aprobada Carta Magna", advirtieron los 677 firmantes que se habían adherido a la iniciativa hasta el momento de publicada esta nota, este domingo.

"También desconocen los artículos 18 y 19 del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, la Declaración Mundial sobre la Educación Superior en el Siglo XXI y otros tratados y convenios en el ámbito educativo que reconocen la libertad académica y la autonomía universitaria como condiciones indispensables para una universidad de calidad, plural, comprometida socialmente, democrática e inclusiva", añadieron.

El viernes pasado, la ministra de Educación de Cuba, Ena Elsa Velázquez Cobiella, consideró que quienes residen fuera de la Isla "no tienen derecho" a criticar al Gobierno, en una respuesta a esta carta. Publicó su comentario en su cuenta en la red social Twitter y las reacciones de repudio se dispararon inmediatamente.

2 comentarios

Imagen de Joshua Ramir

Lazaro Bruzon: Gran Maestro y gran cubano.

Imagen de Amadeus

LO bueno de esto del internet y los medios sociales, es que finalmente el mundo se entera finalmente que el mito de la educación en Cuba es una cuestión de clases. Si no eestás de acuerdo con el régimen NO tienes derecho a estudiar. La democracia y los derechos humanos en Cuba