Domingo, 15 de Diciembre de 2019
Última actualización: 16:13 CET
POLÍTICA

David Huerta: 'Silvio Rodríguez siempre ha sido un vividor y un hipócrita'

Silvio Rodríguez. (CRÓNICA VIVA)

El poeta, ensayista y traductor mexicano David Huerta llama "vividor e hipócrita" a Silvio Rodríguez en una columna en el diario El Universal en el que se refiere a la presentación que hizo el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) del cantautor cubano en su toma de posesión.

En la ceremonia, a la que asistió "ese propagandista de Fidel Castro", el recién elegido mandatario llamó a Rodríguez "embajador de la poesía y de la congruencia".

"Esas palabras me llamaron la atención porque nunca me ha parecido que las canciones de ese individuo tengan el menor valor poético. Ya sé que decir eso es quedar mal con la Santa Asamblea de las Mayorías; pero quien diga que Silvio Rodríguez es un buen poeta o un embajador de la poesía lo único que demuestra es que no sabe nada de Quevedo, de Rilke o de John Milton", sostiene Huerta.

El columnista también se refiere a una "deuda inmensa que Silvio Rodríguez contrajo con el gran Leo Brower (…) que nunca pagó" y a un "sórdido boicot de varias décadas a los músicos del Buena Vista Social Club".

Huerta no entiende que la "embajada de Rodríguez el pasado diciembre" se "extendía extrañamente a 'la congruencia'".

Para el escritor, el cantautor "ha sido toda su vida un simulador, un mal amigo y un oportunista; acomodaticio, desvergonzado, inmoral" y cita "la traición que cometió en 2003 contra Raúl Rivero —él sí un poeta con todas de la ley—, su amigo fiel durante largos años", un hecho que califica de "acto despreciable".

"Silvio Rodríguez siempre ha sido, pues, un vividor y un hipócrita", considera Huerta, para quien "es preocupante" que eso le parezca "congruencia" al presidente de México.

Recuerda que Silvio Rodríguez "comenzó a encumbrarse" en un ambiente en que, Comités de Defensa de la Revolución mediante, Fidel Castró convirtió a todos los cubanos en delatores potenciales.

"Ahora eso empieza a prosperar en México", denuncia. "A la agencia de noticias del gobierno le dio por 'delatar' a un puñado de artistas 'privilegiados'", añade y explica que él mismo fue "sacado a la vergüenza pública por el periodismo oficial a las órdenes de Sanjuana Martínez".

"La verdad, descubrirse de pronto 'delatado' por la gendarmería ideológica disfrazada de miserable 'investigación periodística' no es una experiencia muy agradable. ¿Tendré que empezar a componer canciones aduladoras, serviles, congruentes y poéticas? Quien pueda que se aguante la náusea. A cada quien su poesía y a cada cual su congruencia", concluye.

8 comentarios

Imagen de Juanma

  Y yo agregaría: Oportunista y Necio como nadie, ejemplos de ello en su historia y conducta hay de sobra..!!!

Imagen de Lagrange

danny68: Se puede tener talento y ser un esbirro: Recuerde a Saramago, a Heisenberg, etc. Valido para John Q. K.

Imagen de Juan Q.K.

Simplemente duele la contradicción: siendo un gargajo como ser humano, cómo SR ha podido producir una poesía tan sublime..? Desde hace mucho tiempo me pregunto eso.

Imagen de Balsero

Yo no lo criticaría como cantautor sino como obsecuente y comisario político. Llegó donde llegó porque el gobierno le otorgó el sitial #1 como propagandista del régimen. Cuando le pidieron (varias veces) cerró filas con la dictadura y hasta adhirió al asesinato de los 3 secuestradores de la lanchita de Regla.

Imagen de Amadeus

@danny68-- Para gusto se han hecho los colores. Allá donde viven ustedes podrá ser un talento, pero no en el resto del mundo. Además ya se le pasó el cuarto de hora.

Imagen de danny68

No hay nada peor que tratar de tapar el sol con un dedo. Aunque les caiga mal, Silvio Rodriguez es un talento. y este mexicano un resentido totalmente mediocre. Alguien oyò hablar de èl?

Imagen de Jose Cabaleiro-Ascanio

Al fin alguien publica algunas verdades sobre ese individuo. Ostenta que ha compuesto mas de 600 canciones, y si hay dos o tres que sirvan son demasiadas. Ni musico, ni poeta, ni loco!

Imagen de Nic

¡Bravo, Huerta!