Martes, 18 de Febrero de 2020
Última actualización: 16:13 CET
Derechos humanos

PEN Internacional llama a detener 'la criminalización de periodistas, artistas, intelectuales y escritores' cubanos

Detención del periodista Henry Constantín el sábado 31 de agosto frente a la casa de escritor Rafael Almanza. (RAFAEL ALMANZA/FACEBOOK)

El club de escritores PEN Internacional y el Centro PEN de Cuba en el Exilio denunciaron el recrudecimiento de la represión de la "libertad de pensamiento, acceso a la información, expresión y de culto en Cuba".

La organización internacional de escritores, con sede en Londres, llamó además al régimen cubano a detener "la criminalización a periodistas, artistas, intelectuales y escritores."

En su denuncia, PEN hizo énfasis en la detención del poeta y periodista Jorge Olivera Castillo y de su esposa, la académica y defensora de los derechos humanos Nancy Alfaya Hernández, a quienes la Seguridad del Estado retuvo durante varias horas y multó a mediados del pasado agosto por intentar asistir a una reunión del Comité Ciudadanos por la Integración Racial (CIR) y el Club de Escritores y Artistas de Cuba. 

También mencionó la represión contra los periodistas independientes Ricardo Fernández Izaguirre y Roberto Jesús Quiñones Haces. Al primero, la Policía lo detuvo ilegalmente durante nueve días y expulsó de la capital de Cuba por el supuesto delito de "estancia ilegal" en La Habana.

Sobre Quiñones Haces, a quien el Tribunal Municipal condenó a un año de cárcel por presuntos delitos de "resistencia y desobediencia", PEN exigió al régimen "que garantice que su sentencia no está relacionada con su periodismo."

Los miembros del PEN hicieron un "llamado urgente a las autoridades cubanas a cumplir con sus obligaciones bajo el derecho internacional como firmante del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, que asegura la libertad de expresión, el derecho de no ser detenido arbitrariamente y el derecho de un juicio justo."

"Como firmantes de este Pacto, las autoridades están obligados a abstenerse de actos en virtud de los cuales se frustren el objeto y el fin de un tratado", agregó.

"La represión en contra de los creadores cubanos en la actualidad, con mayor énfasis en periodistas independientes y blogueros, se recrudece, ya que emana y se sostiene gracias a la política represiva instituida a todos los niveles de la sociedad cubana", declaró la junta directiva del Centro PEN de Escritores Cubanos en el Exilio.

En febrero pasado, PEN Internacional había denunciado la "ola represiva y las detenciones arbitrarias" a que fueron sometidos "creadores y artistas" en Cuba a raíz de la promulgación del Decreto 349 que criminaliza el arte independiente. 

En esa ocasión, el Centro PEN de Escritores Cubanos en el Exilio, con sede en Florida, aseguró: "Nuestro deber es defender a los escritores en Cuba, ya que el llamado PEN Club en Cuba no los defiende", dijo el presidente de la agrupación en Miami, José Albertini.

Albertini aseguró que ese club en la Isla "es una organización progubernamental, que logró ser aceptada por el PEN Internacional después de muchos años de presión".