Domingo, 15 de Septiembre de 2019
Última actualización: 18:50 CEST
VENEZUELA

Joaquín Villalobos: En Venezuela 'se juega la vida' la religión que tiene en Cuba su Vaticano

Las banderas de Cuba, Venezuela y EEUU. (REUTERS)

"Cuba, el país que se consideraba líder en la lucha contra el colonialismo, acabó convertido en colonizador" en Venezuela, aseguró el exguerrillero salvadoreño Joaquín Villalobos.

En un texto publicado este jueves en el diario español El País, el también consultor para la resolución de conflictos internacionales asegura que "si se quiere evitar una intervención y resolver la crisis políticamente, lo correcto no es enfrentar a Trump, sino exigir que Cuba saque sus manos de Venezuela".

Villalobos opina que el liderazgo cubano está "arrastrando a toda la izquierda a un precipicio moral que podría dejar una larga hegemonía conservadora. Salvar al inservible e insalvable fracasado modelo cubano implica ahora defender matanzas, torturas y una corrupción descomunal. No hace sentido defender a Maduro por una intervención hipotética de Estados Unidos cuando Venezuela es un país intervenido por Cuba. Le guste o no a la "izquierda", en Venezuela hay una lucha de liberación nacional y el dilema no es escoger entre Nicolás Maduro o Donald Trump, sino entre dictadura o democracia. Frente a esta realidad, no alinearse con la democracia es alinearse con la dictadura."

Desde su perspectiva, los casos de los gobiernos de izquierda de Venezuela y Nicaragua "han roto las reglas del juego establecidas en el año 2000, cuando se firmó la Carta Democrática en Lima. Maduro y Ortega acumulan más de 700 muertos, 800 presos políticos, miles de exiliados y utilizan sistemáticamente la tortura."

Si ambos regimenes no han caído, indica, es porque "el obstáculo no está en Venezuela o Nicaragua, sino en Cuba."

Villalobos asegura que Fidel Castro, "instrumentando a (Hugo) Chávez, logró conquistar Venezuela. Definió el modelo de gobierno; alineó al país ideológicamente con el socialismo del siglo XXI; reorganizó, entrenó y definió la doctrina de las Fuerzas Armadas; asumió el control de los organismos de inteligencia y seguridad (...) estableció una economía extractiva que le permitía obtener hasta 100.000 barriles de petróleo al día para sostener su régimen."

"En Venezuela se juega la vida la religión revolucionaria izquierdista que tiene a Cuba como su Vaticano", asegura. "La transición de Cuba a la democracia y a la economía de mercado es para Latinoamérica un cambio gigantesco, comparable con lo que representó la caída del muro de Berlín para Europa."

"El régimen cubano ha optado porque Venezuela y Nicaragua se destruyan en una inútil estrategia de contención para evitar su propio inevitable final. Cuba lleva veinte años resistiéndose a una transición mientras sus ciudadanos sufren hambre y miseria. No hay una emigración visible como la venezolana porque es una isla, pero la matanza más brutal del castrismo son los más cien mil cubanos devorados por los tiburones intentando cruzar el estrecho de la Florida desde que los Castro tomaron el poder", apunta.

Para Villalobos, en Venezuela "nunca hubo una revolución de verdad, al chavismo no lo cohesionaba la mística revolucionaria, sino el clientelismo y la ambición monetaria. Venezuela no puede convertirse en un Vietnam y tampoco puede haber una guerra civil. Los venezolanos han rechazado persistentemente a la violencia desde Chávez, que se rindió dos veces, hasta la oposición que se ha resistido durante 18 años a tomar las armas."

El salvadoreño dice que "una intervención sería contundente, rápida, exitosa y ampliamente celebrada por millones de venezolanos y latinoamericanos."

Para él, afirmar lo anterior "no es apoyar una salida militar, sino prever una realidad política. Por lo tanto, si se quiere evitar una intervención y resolver la crisis políticamente, lo correcto no es enfrentar a Trump, sino exigir que Cuba saque sus manos de Venezuela."

Más información

3 comentarios

Imagen de Camilo J Marcos_Weston_FL

Si alguien quiere tener una idea aproximada del comportamiento de los guerrilleros salvadoreños, les recomiendo la película Salvador, del conocido director Oliver Stone, cuya ideología progre nadie discute. Es interesante la publicidad que se ha dado a este artículo en plataformas verticales anticomunistas. No sólo Dios perdona..., parece. 

Imagen de Ana Julia Faya

Ese artículo de Villalobos es impecable, de lo mejor que he leído sobre Venezuela. . 

Imagen de Anonim

Gracias a DDC por informar sobre el artículo de Joaquín Villalobos porque esta pieza es quizás la más importante que se ha escrito sobre Venezuela y Cuba. Primero, las credenciales del autor para hablar del tema son impecables porque conoce el revolucionarismo y el izquierdismo latinoamericano desde adentro y desde hace tiempo. Además, coloca los eventos venezolanos en un contexto abarcador, más allá del aquí y el ahora. La relación colonial entre Cuba y Venezuela no tiene sentido si no se observa el castrismo como una empresa militar, económica y cultural de dominio internacional. Castro era un admirador de Inglaterra, un par de islas europeas que llegaron a dominar tres cuartas partes del mundo, vio el intento expansionista del peronismo, y se convirtió en "satélite" de la URSS. Entonces Castro es a quien hay que enfrentar.