Domingo, 17 de Noviembre de 2019
Última actualización: 16:13 CET
Sucesos

El choque de un helicóptero contra un rascacielos de Nueva York deja un fallecido

Cierre de seguridad cerca de Times Square. (REUTERS)

Un helicóptero ha hecho este lunes un aterrizaje de emergencia en uno de los edificios más altos de la Séptima Avenida, entre las calles 51 y 52 de Nueva York, cerca de Times Square, reportó Reuters.

Los fantasmas del 11 de septiembre han vuelto a la ciudad, pero todo apunta a que sólo ha sido un accidente. Al menos una persona ha resultado muerta, además de algún herido.

No está claro qué es lo que ha motivado la fatídica maniobra. Los expertos señalan que no se puede hablar de un choque, sino de un aterrizaje complicado. El incidente ha provocado un incendio, según los reportes.

El despliegue de emergencia ha logrado tener las llamas bajo control, sin que se haya tenido que lamentar ningún tipo de percance entre las personas que se hallaban en el edificio.

"Bomberos del FDNY están trabajando en el 787 de la Séptima Avenida de Manhattan, donde se ha estrellado un helicóptero contra un edificio. El fuego ha sido extinguido. En estos momentos hay una víctima mortal", reportó el Departamento de Bomberos en su cuenta oficial de Twitter.

Los ocupantes de las plantas superiores del rascacielos notaron el impacto y un cimbreo, según comentó el gobernador del estado, Andrew Cuomo.

Cuomo informó que el piloto avisó de un aterrizaje de emergencia. A partir de estos datos, el gobernador aseguró que, de forma preliminar, no parece que pueda tratarse de un incidente provocado. 

Los incidentes con helicópteros no son una novedad en Nueva York, donde antes han ocurrido graves percances. En este caso sorprende que el aparato intentara aterrizar en la cima de un edificio, uno de los más altos de la zona, en un tejado donde acostumbra a hacer numerosos accesorios.

Más de 100 bomberos y equipos de emergencia respondieron al accidente. Una de los elementos que se sopesaba como posible causa es el mal tiempo, que pudo impedir la visibilidad del piloto al detectar que tenía problemas.

En el momento del accidente, en la ciudad de Nueva York caían lluvias de moderadas a intensas y la visibilidad en la zona se había reducido a solo dos kilómetros. Los vientos eran de 15 km/h.

La Policía ha cortado el tráfico en la zona, lo que afecta el área turistica de Times Square.

Archivado en