Domingo, 8 de Diciembre de 2019
Última actualización: 16:13 CET
IRÁN

Irán sigue elevando el nivel de su uranio enriquecido, ahora a más del 4,5%

El portavoz de la organización iraní de la energía atómica, Behrouz Kamalvandi. (AFP)

Irán anunció este lunes que empezó a enriquecer uranio a más del 4,5%, por encima del límite fijado en el acuerdo internacional de 2015 sobre su programa nuclear, cada vez más frágil.

"Esta mañana Irán superó el umbral del 4,5% en el enriquecimiento de uranio", según Behruz Kamalvandi, el portavoz de la organización iraní de energía atómica, según la agencia semioficial Isna, citada por la AFP.

"Este grado de pureza es perfectamente suficiente para las necesidades del país en combustible para la central nuclear" de electricidad, prosiguió Kamalvandi.

Estos niveles están lejos del 90% necesario para la fabricación de una bomba atómica, pero debilita aún más el acuerdo de Viena, en riesgo desde la retirada unilateral de los EEUU en mayo de 2018 y el restablecimiento de las sanciones económicas estadounidenses contra Teherán.

Como respuesta a esa decisión de Washington, Teherán anunció el 8 de mayo que empezaría a liberarse de algunos compromisos asumidos en Viena, para forzar a las otras partes del acuerdo (Alemania, China, Francia, Gran Bretaña y Rusia) a ayudarlo a contener las sanciones estadounidenses que asfixian su economía.

Asegurando estar muy "preocupada" por los últimos anuncios iraníes, la Unión Europea instó "encarecidamente a Irán a detener y revertir todas las actividades que sean incompatibles con los compromisos contraídos" en el acuerdo nuclear de Viena.

Advertencia a Europa

Este lunes, Abas Musavi, portavoz del ministerio de Relaciones Exteriores, advirtió a Europa de no contribuir a una escalada de tensión como respuesta.

"Si Francia, Reino Unido y Alemania, partes del acuerdo nuclear iraní, se "comportaran de manera extraña e inesperada entonces saltaríamos todas las etapas siguientes [del plan de reducción de los compromisos] y ejecutaríamos la última", declaró Musavi, en rueda de prensa en Teherán.

El domingo, el ministro de Relaciones Exteriores iraní, Mohammad Javad Zarif, dijo que la supervivencia del acuerdo de Viena dependía de los europeos.

Londres y Berlín habían exhortado el domingo a Teherán a que revocara su decisión, y París expresó su "gran preocupación" y pidió a Irán cesar toda actividad "no conforme" con el acuerdo.

'Todas las opciones son posibles'

Al responder a consultas de la prensa sobre si una salida del acuerdo de Viena y del Tratado de no proliferación nuclear (TNP) estaban sobre la mesa, Mousavi reiteró: "todas las opciones, incluso esa, son posibles en el futuro, pero no se ha tomado ninguna decisión".

Según Kamalvandi, inspectores del Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA) debían de tomar medidas el lunes antes de permitir constatar que Irán enriquece uranio a un nivel prohibido por el acuerdo.

China y Rusia, igualmente partes del acuerdo nuclear iraní, reaccionaron igualmente a los últimos desarrollos.

En Pekín, un portavoz del ministerio de Relaciones Exteriores estimó que "la presión máxima de EEUU sobre Irán (era) la fuente de la crisis nuclear iraní".

Sin embargo, Rusia, aliado de la República Islámica, pidió a Teherán "no ceder a las emociones" y respetar "las disposiciones esenciales" del acuerdo pese la presión de Washington.